Dejarse adelantar por la competencia

Ha caído en mis manos este artículo respecto del nivel de conectividad en España.

https: //www.hosteltur.com/114785_infografia-pasajeros-digitales-marcan-paso-uso-nuevas-tecnologias.html

España, entre los más conectados.

“Según un estudio hecho por TripAdvisor en 2015, el 44% de los viajeros que usó sus teléfonos móviles para planificar o reservar un viaje considera el teléfono como esencial para organizar sus planes durante el viaje. Según este estudio, los países más conectados son: 1) Tailandia – 65%. 2) China – 65%. 3) Brasil – 59%. 4) Indonesia – 59%. 5) Malasia – 53%. 6) España – 52%. 7) Italia – 49% 8) Estados Unidos – 48%. 9) India – 47%. 10) Australia. Un impresionante 81% usa su smartphone para navegar y guiarse cuando viaja.”

Si en España, somos líderes en conectividad de los consumidores, ¿Qué nos ocurre cuando llegamos a la empresa como trabajadores?

Una de las razones es que veces las empresas creemos mas en “nuestro producto” y, en mi opinión, éste debe ser visto no como un activo, si no como un pasivo que estamos generando hasta que el cliente lo consume, y… es la experiencia del consumidor la que hace que se consuma el producto…

… Y esa experiencia, es la que debe definir la cadena de valor de la empresa.

Vamos a reforzar todo aquello que aporta a la experiencia y desechar lo que no, por muy enriquecedor que sea para el producto.

Afortunadamente, el paradigma de las empresas en cuanto a la adopción de tecnología aplicada a mejora de procesos está evolucionando, puesto que cada vez somos más conscientes que o aceleramos o implícitamente estamos dejándonos adelantar por la competencia.